¿Te sientes bien logrando tus metas?


Las oportunidades que nos brinda la vida de poder realizar esos sueños que con inocencia infantil creemos que son nuestros, oportunidades únicas en las cuales todo el mundo dice con asombro “que suerte tienes” y la verdad es que... en el fondo nos sorprende, porque se tiene una sensación de tristeza y de vacío e inclusive desconcierto porque no nos sentimos todo lo dichosos que “deberíamos” ¿A qué se debe esa falta de alegría? 

Hemos hablado en otras oportunidades que existen las implicaciones sistémicas, que permanecen en nuestra vida como sombras que nos llevan a tener sentimientos contradictorios ante situaciones que por lógica deben ser claras en nuestras vidas. Llevamos sentimientos y emociones de situaciones no resuelta en la vida de nuestros ancestros y que nos afectan de manera inconsciente

¿Cuáles son las causas sistémicas de la tristeza al lograr los sueños?

  • Estar demasiado enfocado en la meta: Cuando las personas se obsesionan por llegar un lugar determinado, dejan de valorar el camino. Desperdiciando todo aprendizaje que proporciona el recorrido. Como dice Havelock Ellis "...no es el logro de la meta lo que importa, son las cosas que se reunieron con el camino"

  • Estar cumpliendo los sueños de los padres: Los padres en oportunidades no son capaces de cumplir sus propios sueños, la mayoría de las veces por implicaciones sistémicas o por considerar que ya son demasiado viejos para hacerlo, en consecuencia proyectan sobre sus hijos dichos sueños, haciendo todo lo necesario para que ellos los realicen, para “que logren todo lo que yo no pude”. Y los hijos por lealtad y amor ciego terminan cumpliendo los sueños de sus padres, en ocasiones sufriendo fracasos y depresión...porque están doblegando su Ser. Han sido absorbidos de tal manera por sus padres, que han perdido el rumbo de cuáles son sus verdaderos sueños
  • Implicaciones Sistémicas: Cuando alguien dentro de la familia muere muy joven, o antes de finalizar un sueño se produce una gran tristeza dentro del sistema familiar. Lo que conlleva a que quede un duelo abierto; en consecuencia cuando alguien posterior está a punto de lograr su sueño se siente “culpable” sin motivos aparentes. Lleva encima el dolor de “tener el derecho de lograr su sueño...cuando X de la familia no pudo hacerlo”. En estos casos la persona se deprime por el peso de la culpa y de esta manera sabotea su éxito para “seguir siendo parte del sistema familiar”

  • Cuando se ha tenido un aborto: El aborto genera culpa especialmente en la mujer, sobre todo porque la mayoría de las veces se efectúa cuando ella se encuentra estudiando o procurando cumplir una meta que es importante para ella. Sucede que dicha culpa la lleva a deprimirse sobre todo cuando está a punto de finalizar sus estudios o recién graduada, porque percibe que el el precio que pagó con la vida su hijo no vale la meta a la cual ha llegado, no le encuentra ningún sentido. Puede que anteriormente inclusive pudo estudiar o trabajar mucho para inhibir su dolor silente, pero al finalizar sus estudios todo pierde sentido y ese duelo que permanecía en la sombra de pronto sale a la superficie, sin que la misma persona sepa exactamente qué es lo que le ocurre.

¿Cómo superar la tristeza ante el logro de tus sueños?

  • Escribe lo que has ganado en el logro de tus sueños: los aprendizajes, el camino que has recorrido, las personas y tu propio crecimiento interno. Cuenta las ventajas de lograr tus sueños y lo que puede contribuir tanto a ti mismo como a la humanidad
  • Pregunta a los miembros de tu familia sus sueños: Indiferentemente si lo han logrado o no ¿Qué soñaban de jóvenes? De esta manera puedes saber si realmente estás siguiendo sus sueños o bien los tuyos. Pregúntales que les impidió lograrlos. En ocasiones cuando preguntas te enteras de algún hecho que había quedado oculto o que desconocías y que es un embrollo sistémico
  • Realizar el árbol genealógico: Para verificar las edades de muertes de los miembros del sistema y sobre todo las circunstancias que rodearon su muerte. Normalmente cuando te enteras del miembro que ha muerto joven, Algo dentro de ti cambia
  • Realizar actos familiares en conmemoración de algún miembro familiar fallecido: Pueden ser ceremonias de agradecimiento, que sirven para terminar de cerrar situaciones que han quedado abiertas y que permiten que cada quien ocupe su lugar y exprese sus sentimientos, sin reprimirlos
  • Darse el permiso de vivir el duelo de un aborto: Sin importar el tiempo que ha pasado desde al aborto, date tiempo de sentir ese dolor… escribe tus sentimientos, realiza un acto simbólico de cierre y dedica lo que haces a ese niño que no ha nacido… de esta manera su muerte puede cobrar un nuevo sentido para ti
  • Replantear tus metas: Describiendo las razones que te llevan a ellas ¿Qué te impulsa? ¿El reconocimiento? ¿El éxito? Cuando logramos establecer metas no sólo por beneficios personales, sino por una visión amplia que beneficie a muchos… las metas cobran un nuevo sentido

Cuando logramos nuestras metas honramos de corazón a nuestros familiares, es un mérito para todo el sistema familiar. Dedicar nuestro éxito a ellos nos otorga fuerza y un nuevo impulso hacia la vida.

Extracto de mi próximo libro (El Clan Familiar)

Si quieres profundizar en este tema, puedes realizar nuestro Curso Online Coaching Sistémico para Emprendedores o bien el curso online Éxito y Prosperidad

Escrito por Luz Rodríguez
Contacto: info@ordenesdelamor.org

También te puede gustar

0 comentarios

Recomendaciones

Subscribe